Información para tu salud > Entorno y Medio ambiente > Pesticidas > Daños a la agricultura

Daños a la agricultura

Junto a los daños a la salud y al medio ambiente (entre los que preocupan particularmente algunos como el envenenamiento de masas de agua superficiales o subterráneas) cabe sumar los daños causados a la propia sostenibilidad de la agricultura.

Según la FAO “el uso excesivo y otros modos de empleo inadecuado están realmente exacerbando los problemas de plagas a consecuencia de los efectos destructivos de los mecanismos de control naturales y el desarrollo de resistencias a los pesticidas”, y añade que “está reconocido que el uso excesivo y otros usos inapropiados de los pesticidas pueden realmente exacerbar el problema de las plagas (por ejemplo, la destrucción de los enemigos naturales de las plagas, desarrollo de resistencias frente a los pesticidas, etc.) y provocar aún más uso innecesario de pesticidas”.

Tal y como señala la FAO, el continuo crecimiento en el uso de pesticidas ha venido de la mano frecuentemente con la creación de resistencias en las especies plaga y con la destrucción de los propios mecanismos naturales de control de las mismas. La destrucción de comunidades de insectos beneficiosos que controlaban a otras especies que podían convertirse en plaga dio pie al surgimiento de plagas secundarias, causadas por organismos antes bajo control, que a su vez fueron combatidas con más pesticidas. Hechos como ésos y otros han generado un círculo vicioso que, en una espiral perversa, ha llevado a un agravamiento del problema de las plagas y una cada vez mayor dependencia del uso creciente de pesticidas.

Todo esto se da cuando crecientes sectores de la población mundial, cada vez más concienciados, claman por productos lo más naturales y menos contaminados posibles, lo que ha dado pie a la existencia de unas regulaciones cada vez más estrictas en muchos países lo que, entre otras cosas, puede hacer perder valor de mercado a muchas cosechas donde no se haya extremado el uso de técnicas alternativas a fin de evitar, por ejemplo, la presencia de residuos de pesticidas en los productos.

Hoy nadie discute que el problema del desmedido uso de pesticidas en el globo, su crecimiento y la dependencia de los mismos por parte de los agricultores es una lacra de dimensiones colosales contra la que hay que luchar.

Las más diversas instituciones a lo largo y ancho del globo, a nivel nacional o supranacional, comenzando por la propia ONU, insisten en la necesidad de instaurar un modelo agrícola que se libere del yugo de la dependencia irracional de estas sustancias.

Síguenos en